Tu radio en Internet Netyco Argentina

Fiscal: "Capataz llevó cecina y hasta los libros del señor"

Sucesos 17 de julio de 2019 Por
Andrés Arriola, representante del Ministerio Público, sostiene que el caso está casi cerrado. Ordenaron captura de otros cuatro implicados en el cuádruple crimen.
0b80fe4e-4f64-46f0-940e-c96a9bc0b91b

El fiscal Andrés Arriola expresó hoy que el caso del cuádruple asesinato en la estancia Taguató, Chaco, está casi cerrado.
El agente dio detalles de la investigación, reveló que el viernes el padre de los niños asesinados encontró la cámara séptica donde estaban los cuerpos.

"El papá visualizó una cámara séptica con revoque fresco, esto le llama la atención, mueve un poco el revoque y a simple vista sale a luz un cuerpo. Ahí nos llaman, la Fiscalía y el médico forense se traslada y se extraen todos los cuerpos", dijo Arriola.

Arriola asegura que el capataz de la estancia, Vicente Ramírez, tenía planeado el robo de los ganados. "El capataz sabía que la estancia era manejada solo por el abuelo que estaba enfermo. Es por eso que no dio ni su nombre verdadero, se hacía llamar Felipe", indicó.

Cuando la Fiscalía consiguió la orden de allanamiento y se trasladó a la casa del encargado de la estancia. El capataz, su esposa Elizabhet Duarte y sus hijos estaban abordando un taxi para darse a la fuga. Los sospechosos fueron detenidos.

“Encontramos de todo, hasta los libros del señor robaron esa gente, cecina, conservadora, pulidora, enseres personales. Unos 10 celulares incautamos en el sitio", señaló el fiscal.

Arriola, agregó que una vez que fueron detenidos. El otro implicado, la expareja de la señora llama al capataz y le dice que ya tiene los nuevos chip.

"Esta pareja estaba en total conocimiento de todo lo ocurrido. Luego el capataz y su señora dieron su versión, es un medio de defensa, no una obligación porque no había un abogado presente. Cambiaron la versión una y otra vez. El caso está prácticamente cerrado pero falta la detención de otros cómplices", dijo el fiscal.

Alcibiades Desiderio Ayala Coronel (71), su esposa Francisca Nidia Núñez Romero (71) y sus nietos M. N. S. A. (10) y F. E. S. A. (8) fueron asesinados a balazos para robar 87 cabezas de ganado.

FUENTE

Boletín de noticias